Actualidad Macintosh en español

 

 


Indice de Foros
Temas activos
Mensajes privados
Downloads
Links / Buscador
Compraventa



 


Auténticos artículos
coleccionables de Apple


Macu te necesita

Vótanos en la revista ReD


Columnas del Tercer Milenio
Aquí no pasa nada, por Paco Román

04-01-2.003



Si nos atenemos a los comentarios de los responsables de gestionar cosas, las preocupaciones son sólo el muermo de amargados. Lo hemos visto en el “tema” del “Prestige”... ¿por qué hablar de “marea negra” cuando se trata de unas manchas aisladas, de unos “hilitos de plastilina”? Lo de menos es que la cosa vaya a durar un par de lustros... mira, si lo piensas, cuanto más se alargue mejor, porque así tenemos ocupado al ejército (que en tiempo de paz se aburre mucho) y siete mil gallegos van a ir de las listas del paro a las costas del “chapapote”...

¿Que el “Barça” está más cerca de jugar el año que viene en segunda que en la UEFA? Eso son maledicencias de la canallesca prensa: Gaspart ya ha dicho que es el presidente que quiere la mayoría “culé” y Van Gaal confiesa, modestamente, que es el mejor entrenador que puede tener hoy el club catalán... ¿dónde está el problema, pues? El otro día, sin ir más lejos, colaron cuatro goles ¿crisis? ¿what crisis?

En estos días me acordé cuando el ínclito Dr. Amelio gestionaba Apple... Una etapa en que la empresa basaba su solvencia económica en un stock de máquinas que resultó estar sobrevalorado... tan exagerado era el desfase que estuvimos a punto de quedar como los nostálgicos de Amiga. “No poblemo!” se deshicieron de buena parte de sus líneas de producto y sanearon su economía a costa de dejar desamparados a más de uno que apostó por sus excelentes periféricos (impresoras, scanners, quicktake, newton...). No pasa nada.

Pero Apple no es el único (ni el más sonado) ejemplo de ingeniería financiera: con el tema de la “crisis que nos invade” multitud de negocios basados en la “burbuja” del Internet y las nuevas tecnologías también han hecho sus “pinitos”... No, el problema no tiene nada que ver con unas exageradas previsiones de resultados que viciaron el mercado publicitario y produjeron insultantes salarios para los directivos de las grandes firmas... no, el único culpable es BinLaden, que hizo parar durante una semana la Bolsa de New York.

Ahora, para mejorar resultados, como se no se puede reducir el sueldo a los directivos (derechos adquiridos, dicen) lo suyo es quitarse de encima entre un treinta y un sesenta por ciento de personal, “curritos” de número cuyos sueldos y seguros les proporcionarán una irrisoria reducción de pérdidas... el “chocolate del loro”, vamos, pero algo hay que hacer para recuperar la confianza de los inversores. No pasa nada.

Hace ya algunos meses publiqué en MacByte un irritado panegírico a propósito del despropósito del Plan InfoXXI... no me considero un profeta, pero ya se veía entonces que las cosas no pintaban tan bien como el papel decía: en pocos meses acaba “el Plan” y ya se está estudiando qué hacer: si prorrogarlo, reducir objetivos o simplemente guardarlo en el cajón del olvido. Como la mayoría de los españoles sigue sin saber para qué sirve eso de “l’internés” tampoco se podrán quejar... pues tienen razón, oiga. De hecho uno de los objetivos del Plan era “internetizar” la sociedad, así que ¿para qué sacarlos de su “analfabetismo informático” con lo tranquilos que están ahora? sin virus, sin pedófilos, sin ADSL... ¡que alivio! ¿ves como no pasa nada?

Uno, en su inocencia, pensaba (viendo los autos súper-equipados que circulan por los polígonos industriales) que a los empresarios locales eso de las nuevas tecnologías les debía atraer mucho para la cosa de reducir costes y aumentar la calidad y producción; pero llevo varios años alucinando en colores: la mayor parte de las empresas que conozco o no tienen conexión a Internet o, si la tienen, ésta es gratuita, proliferando las cuentas “hotmail” como correo principal... ¡Ele, la inversión tecnológica! ¡cuánto despilfarro!

Pues no, no pasa nada. En los servicios de conciliación laboral los expedientes de desempleo a tramitar ya superan el palmo de altura, los precios de casas en alquiler o venta se han disparado hasta el absurdo de plantearse hipotecarios a 30 años vista. ¿Vamos a vivir tanto? ¿nos durará tanto el contrato?

Como mensaje de año nuevo ahora debería despedirme con un deseo esperanzador, o quizás con algo de ese paternalismo que tanto me gusta “recíclate, mejora, aprende...”. Pues no, mira. Para muchos este año los Reyes no van a ser ni los papás, Internet ya no es el “chollo” donde viene una “teleco” a darte millonadas por tu site genial... y el que te hayas gastado 5.000 euros en el Master de Programación y Administración de Redes no te va a librar de acabar de telefonista en atención al cliente en una franquicia o de pelacables en una subcontrata de multinacional...¡y da gracias!

Son malos tiempos para la lírica , pero ¿qué? ¿pasa algo? ¡qué va!

Aquí nunca pasa nada.

PACO ROMAN



 

 

Artículos en esta misma edición:


Otros artículos recientes